La Catedral de Sal, La Primera Maravilla de Colombia

Una tradición de santuario religioso, creado por los propios mineros que trabajan la zona, ya existía desde antes de la inauguración de la catedral original en 1954. Esta se le dedicó a la Virgen de Nuestra Señora del Rosario, patrona de los mineros.